Soy sólo yo y mis pensamientos...

sábado, 1 de marzo de 2014

Time goes by

Porque hace tiempo que no descanso de verdad, qué lindo es tener dos días y no hacer absolutamente nada, bueno, nada productivo a nivel externo, pero tener el placer de hacer durante cuarenta y ocho horas las cosas que más amo, como leer, escuchar música, escribir... De vez en cuando es bueno.

Porque esta bella dama (encima ando con el autoestima bien alto), nunca tiene tiempo para perder el tiempo, y a pesar de que esta semana fue muy dura, hoy estoy en paz y armonía con mi ser.

Y quiero contagiaros de ese buen rollito que me rodea, porque creo que siempre mola poder o al menos intentar transmitir buena vibra al resto.

Estas cuarenta y ocho horas se me pasaron volando, entre textos de Hemingway, canciones de los 80s, y poemas de cosecha propia.

Qué lindo y extraño se hace a veces, leer cosas que uno escribió en un momento determinado, y darse cuenta de que el ciclo se repite, o por el contrario, te sientes a años luz de aquello.
Como por ejemplo cuando esta mañana encontré esto:

"Empiezo a echarte de menos.
Empiezas a estar más en mí"

Fue escrito para otra persona, pero ahora lo aplico a él, y no ese él de antes, no... Al él de ahora.

O cuando escuchando esta canción, sin quererlo ni beberlo, lloré (pero no en plan triste, simplemente lloré porque llorar de vez en cuando hace bien)



Porque al fin y al cabo, la vida es una sola, y hay que intentar que cada día valga la pena.

Y aunque tenga líos en el trabajo, esté cercana a la fecha de exámenes, y el estrés parece aproximarse en la siguiente curva.
A veces viene bien pasar tiempo con uno mismo.

Y con esta paz, me retiro a dormir, mañana el ciclo vuelve a comenzar, pero por lo menos, lo empezaré con una actitud diferente.

Buenas noches!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Algo que decir?